Acusan a la CDEEE de adquirir equipos y repuestos para Punta Catalina que debió suplir Odebrecht

El Comité Nacional de Lucha Contra el Cambio Climático (CNLCC) denunció que la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE) está adquiriendo equipos, accesorios y repuestos por más de RD$500 millones para la Central Termoeléctrica Punta Catalina, los cuales debieron ser suministrados por el Consorcio Odebrecht-Tecnimont-Estrella.

La entidad calificó de insólito que después que el país ha pagado más de US$3,500 millones por Punta Catalina tenga que seguir erogando más dinero por equipos que los contratistas están obligados a entregar por exigencia del contrato.

Explicó que parte de los equipos que la CDEEE está adquiriendo por licitación son esenciales para el funcionamiento y mantenimiento de la obra y para el control de las emisiones de gases contaminantes y de efecto invernadero.

“Con la carencia de los filtros, canastos y del sistema de aspiración MVS para limpieza de los hidratores de cal y ductos del Sistema de Control de Calidad del Aire, Punta Catalina no puede cumplir con los estándares ambientales contemplados en la legislación nacional, en las normas del IFC, del Banco Mundial, Principios de Ecuador y del Acuerdo de Paris”, observó.

El CNLCC afirmó que a través de nueve licitaciones publicadas entre finales del año pasado y mayo del 2020, la CDEEE está adquiriendo, además, tramerías, mobiliarios y herramientas para instalar los talleres eléctricos y mecánicos, y los laboratorios, así como cámara termográfica y analizadores de vibraciones, grúas, montacargas, plataformas y otros equipos.

Señaló que el Consorcio estaba obligado a dejar dos plantas funcionando de forma óptima, con todos sus equipos, un almacén con todos los repuestos por al menos un año, cuarto de servicio técnico, una biblioteca con los manuales de las plantas y el personal debidamente entrenado.

“Estas licitaciones son una contundente demostración que la CDEEE y el Gobierno dominicano han recibido a Punta Catalina de forma incompleta, con carencias de equipos esenciales y vitales para su correcta operación y funcionamiento, para el cumplimiento de las normas ambientales”, indicó.

Expresó que la CDEEE y la empresa Stanley Consultants, supervisora del proyecto, eran los responsables de asegurar y velar que el contratista supliera todos los equipos y que estos estuvieran incluidos en el contrato y en los protocolos de entrega, cumpliendo las mejores prácticas de ingeniería a nivel mundial.

La organización acusó a la CDEEE y el Gobierno de actuar, con esas licitaciones, como coautores de la doble estafa cometida por el Consorcio Odebrecht-Tecnimont-Estrella contra el pueblo dominicano, tras haber cobrado tres veces el precio de las plantas en el mercado internacional y de entregarlas con condiciones que no responden al diseño ni a las especificaciones contractuales.

Reiteró su planteamiento a los candidatos presidenciales de que en caso de ganar las próximas elecciones revoquen la aceptación de Punta Catalina hasta que una revisión técnica, realizada por una empresa independiente de sólido prestigio internacional, verifique su situación técnica y determine el cumplimiento de las exigencias estipuladas en el contrato.