Las políticas monetarias sujetan la inflación de América en 2019

La inflación continuó en niveles “relativamente bajos” en 2019 en América, que van desde el 1,9 en Perú hasta el 3,8 en Colombia, en un año en el que a pesar de las vicisitudes por la devaluación y la pérdida del poder adquisitivo las políticas monetarias fueron clave, dijeron analistas a Efe.

Pese a notables excepciones como Venezuela o Argentina, la estabilidad “tiene que ver con la mayor seriedad de la política monetaria, ligada especialmente a la independencia de los bancos centrales”, explicó a Efe en Colombia el analista Francisco Azuero Zúñiga.

El experto de la Universidad de los Andes señaló que “el impacto de estas bajas inflaciones se traduce en una mayor confianza de los inversionistas, puesto que ese indicador es una señal de la seriedad del manejo macroeconómico”.

“A pesar de la profunda desaceleración económica latinoamericana, los niveles de inflación se han mantenido estables”, lo que “parece una buena noticia en un contexto tan turbulento como el que atraviesa la región”, dijo a Efe la decana de la Facultad de Administración, Finanzas y Ciencias Económicas de la Universidad Ean, Lorena Piñeiro.

Sudamérica

Venezuela registró una inflación del 7.374,4 % en 2019, bastante menor frente a 2018 cuando la tasa se ubicó en 1,7 millones %, según el Parlamento.

El economista y diputado Ángel Alvarado, miembro de la Comisión de Finanzas del Legislativo, cree que las altas subidas de los precios han creado una “exclusión entre aquellos que tienen bolívares y aquellos que tienen acceso a una remesa (de sus familiares en el exterior)”.

Otro caso crítico es el de Argentina, donde el IPC acumuló el año pasado un alza del 53,8 %, la marca más alta desde 1991, debido principalmente a la fuerte apreciación del dólar en el mercado local.

La inflación alcanzó el 4,31 % en Brasil en 2019, un año en el que el gigante suramericano estuvo cerca de declararse en recesión bajo el Gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro, que para 2020 prevé un crecimiento de 2,4 % de la economía.

En Uruguay el IPC se ubicó en 8,79 % en 2019, coincidiendo con un período de alta devaluación de la moneda local y la victoria del derechista Luis Lacalle Pou en las elecciones presidenciales.

La inflación en Colombia, en donde el último semestre de 2019 estuvo marcado por protestas contra las políticas económicas y sociales del Gobierno, fue del 3,80 % el año pasado.

Chile, epicentro de fuertes manifestaciones sociales que pusieron en jaque al Gobierno del derechista Sebastián Piñera, marcó un IPC de 3 %.

En Paraguay, cuyo Gobierno reconoció haber entrado en recesión el año pasado, la inflación del 2019 fue de 2,8 %, en tanto que en Perú llegó a 1,9 %, un porcentaje dentro del rango meta de entre 1 y 3 %.

Bolivia concluyó 2019 con una inflación de 1,47 % pese al alza de precios en octubre y noviembre, meses en los que los conflictos sociales afectaron al país y derivaron en la renuncia de Evo Morales.

En la otra cara, en Ecuador el índice anual alcanzó el 0,07 % en un escenario de frágil situación económica en el país que provocó que el Gobierno tuviera que acudir a más de 10.200 millones de dólares en préstamos.

Norteamérica

En EE.UU. la inflación finalizó en 2,3 %, siendo el registro interanual más alto desde octubre de 2018 y que confirma la tendencia alcista de los precios frente al 1,9 % con la que cerró 2018.

El Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) de México se ubicó en 2,83 %, la segunda tasa más baja desde 2015, y en Canadá la inflación se situó sobre el 2,3 % en el acumulado hasta noviembre presionada por las tarifas de la gasolina.

Centroamérica y el Caribe

Honduras terminó 2019 con una tasa del 4,08 %, en tanto que Guatemala llegó a 3,41 % y en El Salvador, aún sin conocerse la cifra del año, el acumulado se ubicaba en el 0,11 hasta noviembre.

El IPC de República Dominicana finalizó en 3,66 % y Costa Rica se apuntó 1,52 %, cifra menor a la reportada en 2018 cuando fue de 2,03 %.

En Nicaragua, un país afectado por el impacto de la crisis socioeconómica que ha provocado una caída del PIB estimada en el 5 % en 2019, la inflación acumulada hasta agosto era de 4,03 % y la interanual hasta ese mismo mes de 6,30 %.

Panamá, que lidera el crecimiento económico de Centroamérica con una tasa estimada del 3,5 % en 2019, según el Banco Mundial, acumula una inflación de 0,4 entre enero y noviembre de 2019, el último período reportado.

Pronósticos 2020

El analista Azuero dijo que para 2020 “no se espera que cambien demasiado las condiciones económicas, incluidas las tasas de inflación en Latinoamérica”.

“Salvo que se presenten fenómenos extraordinarios, por ejemplo, una caída en los precios de las materias primas, que presionen hacia arriba las tasas de cambio, no es de esperarse que los países de la región experimenten presiones inflacionarias”, añadió.

“Mantener controlada la inflación aparece como un determinante para sostener el hermetismo frente a las turbulencias internacionales de la economía (…) los fuertes ajustes fiscales por el alto gasto público en la época de bonanza ahora desemboca en tensiones sociales y presiones para disminuir la desigualdad y la pobreza, que contraerá la demanda interna”, complementó Piñeiro.

La siguiente es la comparación de la inflación en América:

PAÍS 2018 2019

Argentina 47,6 % 53,8 %

Bolivia 1,51 % 1,47 %

Brasil 3,75 % 4,31 %

Colombia 3,18 % 3,80 %

Costa Rica 2,03 % 1,52 %

Cuba No disponible No disponible

Chile 2,6 % 3,00 %

Ecuador 0,27 % 0,07 %

Estados Unidos 1,9 % 2,3 %

Canadá 2,2 % 2,3 % (parcial)

El Salvador 0,43 % 0,11 % (parcial)

Guatemala 2,31 % 3,41 %

Honduras 4,22 % 4,08 %

México 4,83 % 2,83 %

Nicaragua 3,89 % 4,03 % (parcial)

Panamá 0,8 % 0,4 % (parcial)

Paraguay 3,2 % 2,8 %

Perú 2,19 % 1,9 %

República Dominicana 1,17 % 3,66 %

Uruguay 7,96 % 8,79 %

Venezuela 1.700.000 % 7.374,4 %. EFE