¿Qué dicen los programas electorales en materia de empleo y vivienda?

El empleo y la vivienda son dos de los temas que más preocupan en la actualidad a la sociedad y que están incluidos en los programas de los principales partidos políticos de cara a las elecciones del 10 de noviembre. Ésto es lo que propone cada uno de ellos:En sus ’36 compromisos sociales’, el PSOE incluye derogar los «aspectos más lesivos de la reforma laboral» e iniciar un diálogo con los agentes sociales para la elaboración de un nuevo Estatuto de los Trabajadores, «que incentive la actividad económica y la creación de empleo digno, de calidad y estable, de forma que la contratación indefinida sea la forma ordinaria de acceso al empleo». Además, se compromete a revisar la normativa que regula el trabajo a tiempo parcial, «para prevenir su uso fraudulento y los falsos autónomos, así como la regulación del despido y la legislación sobre subcontratación laboral».También dedica un apartado a los autónomos para que, de forma gradual, adquieran los mismos derechos que los trabajadores por cuenta ajena, «estableciendo una cotización acorde con sus ingresos reales y mejorando la protección social en el caso de desempleo, enfermedad o jubilación«.Para fomentar el emprendimiento, los socialistas quieren «transformar» el tejido productivo del país para lo que aprobarán una Ley de Startups y trabajarán con las Comunidades Autónomas para eliminar los obstáculos a la actividad empresarial y facilitar «la atracción de inversión internacional y talento«. En cuanto a la vivienda, el PSOE se compromete a impulsar una oferta de vivienda de alquiler a precios asequibles «movilizando las viviendas vacías y a los grandes tenedores», de modo que se frenen las subidas abusivas de precios y se fomente el acceso de los jóvenes mediante ayudas al alquiler en proporción a su renta.Las promesas de Pablo Casado en materia de empleo si llega al Gobierno pasan por flexibilizar el mercado de trabajo, para lo que introducirán mecanismos que fomenten, además, la contratación indefinida y la movilidad. Para ello apuesta por la «mochila austríaca» cuyo fondo se mantendrá a lo largo de toda la vida laboral y que «podrá ser rescatado en favor del trabajador en los supuestos de despido improcedente, de movilidad geográfica, para el desarrollo de actividades de formación o en el momento de su jubilación». Además, penalizará las contrataciones temporales que se consideren «injustificadas» y limitará el encadenamiento de contratos.Los populares se comprometen a impulsar un equilibrio «entre flexibilidad y seguridad» que permita a los trabajadores tener varios empleadores y protegerles de los periodos de inactividad. Modificarán también el contrato de formación y aprendizaje, «ampliando la formación asociada a dichos contratos a las necesidades que se puedan detectar en los distintos sectores y empresas a través del proceso de negociación colectiva».Con la mirada puesta en las mujeres, Pablo Casado quiere que la media de mujeres en el mercado de trabajo se equipare al de la Unión Europea, para lo que propondrá incentivos a las empresas para su contratación. Para fomentar el empleo entre los jóvenes aprobará un Estatuto de las prácticas no laborales, así como un Programa Integral de Políticas de Empleo para jóvenes sin cualificación profesional y pondrá en marcha el «Programa de formación y transmisión de conocimientos en el empleo a través del contrato de relevo».En cuanto a la vivienda, el PP quiere proteger a los arrendadores con la creación de un seguro que cubra el impago de los alquileres y los daños causados por el inquilino, «especialmente para facilitar el alquiler de los jóvenes». Promoverá un sistema de arbitraje para resolver conflictos entre arrendadores y arrendatarios y premiará, además, a aquellos arrendadores que alquilen una vivienda que sirva de residencia habitual para jóvenes o mayores de 65 años con ingresos bajos mediante una deducción fiscal. Impulsará también una oferta de vivienda de nueva construcción para alquiler asequible «destinado a suelo público para 100.000 nuevas viviendas, favoreciendo la cooperación público-privada». Las viviendas irán destinadas de forma prioritaria a familias con hijos.Además, paralizará los desahucios de las familias con hijos en situación de vulnerabilidad hasta 2023, a la vez que castigará más duramente la okupación de forma que pase de multa a pena de privación de libertad de uno a tres años y «se modificará el Código Penal para la lucha contra las mafias de la ocupación».La formación morada tiene como principal medida derogar la reforma laboral de Zapatero de 2010 y la de 2012 de Rajoy; eliminar la «mal llamada flexibilización» y poner fin a los contratos temporales. Es por ello que, si llega al gobierno habrá un único contrato temporal y solo podrá realizarse «por causas productivas absolutamente imprevistas (no campañas ni estaciones) y organizativas estrictas, como sustituciones por bajas (interinidad)». No podrán tener una duración inferior a un mes y se prohibirá la concatenación de contratos, después de seis meses tendrá que ser indefinido.Para evitar las trampas de la temporalidad fraudulenta, obligará a las empresas a contratar de forma indefinida a los trabajadores despedidos tras un contrato temporal fraudulento. Además, reforzarás las inspecciones en este sentido y castigará a las empresas que abusen de los contratos temporales con una cuota más alta a la Seguridad Social.Para proteger los contratos indefinidos, que no son sinónimo de estabilidad, además de derogar las citadas reformas laborales Unidas Podemos propone una regulación sobre las circunstancias en las que se produce el despido para garantizar que está justificado. También limitará la subcontratación y protegerá a los trabajadores de estas empresas, para que tengan las mismas condiciones que las de la empresa matriz.Para acabar con el fraude de las horas extras, exigirá a las empresas un registro de horas y que éstas sean remuneradas y los trabajadores puedan acceder al registro. También protegerá a los becarios, de forma que las prácticas estén tuteladas y sean retribuidas conforme al SMI para que «sean un trampolín y no una trampa de precariedad».A todo ello añade una jornada laboral de 34 horas semanales, acabar con la brecha salarial y los falsos autónomos. Para los autónomos reales establecerá un nuevo sistema de cuotas para que coticen según sus ingresos y una serie de medidas que permitan una segunda oportunidad a los autónomos y pymes con deudas. Una de las grandes apuestas será la subida del salario mínimo a 1.200 euros, así como fortalecer las protecciones por desempleo, especialmente en los jóvenes, y mejorar las condiciones laborales de los empleos más precarios «y feminizados» como las camareras de piso.En cuanto a la vivienda, Unidas Podemos se compromete a blindar el derecho a la vivienda como derecho fundamental, intervenir el mercado del alquiler para impedir subidas abusivas, garantizar un alquiler estable que proteja a inquilino y propietario y crear un parque de alquiler público de precio asequible «mediante la cesión obligatoria y las sanciones a los grandes tenedores de vivienda vacía, así como la construcción de vivienda donde sea necesario».Además, elaborará un censo público de viviendas vacías de entidades financieras, fondos de inversión y empresas para evitar la especulación y los abusos de los fondos buitre, así como acabar con los excesivos pisos turísticos dejando que sean las comunidades de propietarios quienes regulen las condiciones.Para proteger a los inquilinos, prohibirá los desalojos sin alternativa habitacional, a la vez que garantizará el derecho a la defensa de los deudores hipotecarios. Para la gente sin hogar con necesidades urgentes adoptarán las medidas necesarias para facililarles un techo.La primera medida en materia laboral de Ciudadanos es la eliminación de los contratos temporales, de forma que solo haya un único contrato, el indefinido, y otros específicos para cubrir sustituciones o de carácter formativo en colaboración con las empresas. Comparte con el PP la apuesta de la «mochila austríaca» y se compromete a adaptar la normativa laboral a las nuevas realidades de la economía digital.Impulsará también un plan de choque contra el Fraude Laboral haciendo uso del Big Data y modificará las políticas de empleo y formación para mejorar la ayuda a los desempleados para que puedan encontrar trabajo.Con la vista puesta en los jóvenes, bonificará el 100% de la cuota en el primer contrato de trabajo durante un año a menores de 30 años, y será bonificable hasta el 50% y posteriormente el 30% en los siguientes meses hasta completar los dos años. Crearán el Estatuto del Estudiante Universitario en Prácticas para facilitar el acceso a ellas mientras que, para los jóvenes que decidan retomar sus estudios mientras trabajan recuperarán el complemento salarial de 430€ al mes. También promoverán un Plan Nacional de Empleo con Apoyo para favorecer la inserción laboral de las personas con discapacidad.Ciudadanos siempre ha puesto el foco en los autónomos y para ellos quiere una mejora de las condiciones, sobre todo en las zonas rurales, de forma que los que se den de alta en municipios de menos de 5.000 habitantes gozarán de una cuota superreducida de 30 euros durante 2 años, una cuota que seguirá bonificada durante los siguientes 12 meses en el caso de mujeres y jóvenes menores de 30 años. También los autónomos que sean padres podrán ahorrarse las cuotas durante los 3 años siguiente a la finalización de sus permisos por el nacimiento de un hijo.La formación naranja quiere que las cuotas de los autónomos se ajusten a sus ingresos y que tengan el mismo derecho a paro que los trabajadores por cuenta ajena, así como una pensión similar, pero también que no tengan que adelantar el IVA de las facturas no cobradas y que tengan derecho una verdadera «segunda oportunidad».En materia de vivienda, Ciudadanos regulará los pisos turísticos mejorando los controles, a la vez que fomentará el alquiler a precios asequibles mediante un registro de arrendamientos urbanos, mejoras fiscales para los arrendatarios de vivienda en régimen protegido; facilitarán la rehabilitación y puesta en alquiler de viviendas vacías y pondrán a disposición de propietarios e inquilinos un sistema de arbitraje que medie en situación de conflictos de forma rápida y gratuita.Para los que decidan adquirir una vivienda en propiedad, Ciudadanos apuesta por conceder préstamos sin intereses de hasta 15.000 euros para cubrir parte del coste de la entrada en el caso de la primera vivienda. Facilitarán los contratos de alquiler con opción a compra y promoverán una Ley nacional de Vivienda e incrementarán el parque de viviendas sociales de alquiler.Además, los arrendatarios que alquilen a un precio por debajo del mercado tendrán garantizada la renta en caso de impago.La formación que lidera Santiao Abascal también quiere promover la contratación indefinida y lo hará mediante una reducción de un 10% en las cotizaciones de la empresa para nuevos contratos a trabajadores españoles que estén desempleados (siempre que el paro se sitúe por encima del 8%). Esta reducción se ampliará al 20% en el caso de personas mayores de 50 años o desempleados de larga duración.De cara a los jóvenes, propone un dispositivo de «primer empleo» que elimine las cargas sociales en la primera contratación a menores de 24 años y por un periodo máximo de 2 años.En cuanto a los autónomos, disfrutarán de una cuota de cero euros si los ingresos no llegan al Salario Mínimo y, «superado dicho umbral, una cuota progresiva desde los 50 euros en función de sus ingresos». Éstos, además, podrán beneficiarse de una bonificación del 100% de la cuota mientras se encuentre de baja.Luchar contra la okupación es uno de los principales objetivos de Vox en materia de vivienda. Ésta estará tipificada como delito contra la propiedad privada y promoverá una reforma legislativa para que «los okupas sean expulsados en cuestión de horas de las viviendas donde hayan entrado». Al igual que Podemos, el partido de Íñigo Errejón propone derogar la reforma laboral del PP de 2012 y reducir la jornada laboral a 32 horas semanales o 4 días por semana en el marco de la próxima década. También apuesta por acabar con la temporalidad, pero sin suprimir este tipo de contratos, sino garantizando que ninguno tenga una duración inferior a los 30 días salvo excepciones o razones de carácter productivo u organizativo.También regulará los contratos para la formación y el aprendizaje para «laboralizar» las prácticas extracurriculares y que se incluyan en el «contrato en prácticas». Se revisarán las causas del despido para determinar que verdaderamente está justificado. Para ello reforzará, además, las inspecciones de trabajo.Para mejorar también la búsqueda de empleo, Más País quiere renovar el Servicio Público de Empleo Estatal, así como las técnicas de búsqueda activa de empleo e implementar un plan urgente de intervención sobre el desempleo de larga duración y mejorar la colaboración entre empresas y Administración pública para que tengan información sobre ofertantes y demandantes de empleo de calidad.El partido de Errejón también propone cuotas justas para los autónomos de forma que se ajusten a sus ingresos y una Ley de Segunda Oportunidad para poder emprender en otros proyectos sin las cargas de uno anterior que haya fracasado. Pretende además combatir el fraude de los falsos autónomos y equiparar los beneficios de los reales a los trabajadores por cuenta ajena con una ventaja más: se creará una plataforma digital para conectar diversos perfiles profesionales autónomos con la demanda de sus servicios.»Impulsaremos una inversión gradual en políticas activas de vivienda que empiece con el 0,8% del gasto público y a final de legislatura acabe en el 2%», señala el programa de Más País sobre las políticas de vivienda. El texto establece una nueva definición de vivienda vacía para su regulación y la revisión del régimen fiscal para las SOCIMIS que decidan alquilar o no las viviendas bajo su titularidad.También fomentará la construcción de viviendas para alquiler asequible en suelos públicos y regulará los precios del alquiler para evitar la escalada de precios.Para proteger a las familias vulnerables limitará los desahucios y propondrá el derecho a la reestructuración de la deuda hipotecaria y la admisión de la dación en pago, además de garantizar alternativas al desalojo habitacional.