El turoperador alemán Tour Vital quiebra arrastrado por Thomas Cook

EFE

  • La compañía, filial de la empresa británica, insta a sus clientes a digirirse ahora a la aseguradora Zurich.

Comunicado de quiebra

El pequeño turoperador alemán Tour Vital, filial del gigante británico Thomas Cook, ha quebrado siguiendo la estela de la empresa matriz, cuyo hundimiento ha provocado un terremoto en todo el sector turístico.

Medios alemanes difundieron este sábado el inicio del concurso de acreedores de esta empresa de Colonia (oeste de Alemania), a raíz de un comunicado de un tribunal de primera instancia de esta ciudad alemana.

Tour Vital pertenecía hasta hace un año al grupo Thomas Cook, cuando fue vendida a un fondo inversor holandés. La agencia alemana seguía no obstante manteniendo una estrecha cooperación comercial con la británica y no ha podido superar su quiebra.

La empresa indica en su página web —donde toda su oferta ha sido sustituida con el comunicado de la quiebra— que «las condiciones marco en el mercado turístico» son la causa del cese de su actividad.

La venta de viajes se ha interrumpido, explica Tour Vital, y se han cancelado la gran mayoría de las reservas hasta el 30 de septiembre. Insta a ponerse en contacto con la empresa de seguros Zurich.

Tour Vital ofrecía cruceros y viajes organizados a países como Australia, Tailandia y China.

La quiebra de Thomas Cook, el turoperador más antiguo del mundo, ha dejado varados a 600.000 turistas por todo el mundo y provocado una cadena de quiebras en el sector.

Varias empresas se han visto afectadas en Alemania. El Gobierno alemán ha concedido un crédito puente de 380 millones de euros a la aerolínea Condor, que trabajaba también con Thomas Cook, para que pueda superar potenciales problemas de liquidez en el corto plazo.