Tusk defiende que la UE no se pronuncie sobre la creciente tensión en el golfo Pérsico, pero muestra preocupación

20MINUTOS.ES / EFE

Restos del fuselaje del dron estadounidense derribado por Irán

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, ha afirmado este viernes que la Unión Europea está preocupada y sigue de cerca la tensión en la región del golfo Pérsico, aunque ha defendido que los Veintiocho no hagan una declaración común sobre el tema porque «a veces es mejor no intervenir».

«Por supuesto seguimos la situación de cerca y estamos muy preocupados por los acontecimientos en la región del Golfo, pero no hubo una razón pragmática para preparar una declaración del Consejo Europeo específicamente sobre esto», ha dicho Tusk al término de la cumbre europea en Bruselas.

Por otro lado, Tusk avanzó que la UE intentará en la cumbre del G20 del próximo fin de semana en la localidad japonesa de Osaka «persuadir» a sus socios para «cooperar y no amenazarnos los unos a los otros», en pleno recrudecimiento de estas tensiones en Oriente Medio y en la escena comercial global.

Un dron estadounidense fue derribado el pasado 19 de junio por un misil tierra-aire iraní cuando el aparato volaba cerca de rutas aéreas comerciales sobre el golfo de Omán, una acción que Irán asume como respuesta a una «misión de espionaje». A este respecto, el presidente de EEUU, Donald Trump, atribuyó el incidente a que alguien «imprudente y estúpido» en el país persa cometió un «error».

Tusk, que ha considerado que la posición europea en esta crisis es «bastante responsable», ha señalado que «los mayores problemas en la historia fueron siempre provocados por dos políticas activas, no dos pasivas» para justificar que los Veintiocho no hayan emitido una postura común tras su encuentro en Bruselas.

Trump aprueba y suspende un ataque contra Irán

Según el periódico The New York Times, aprobó este jueves un ataque selectivo contra Irán en represalia por el derribo del dron, pero suspendió la orden antes de que el Pentágono la ejecutase.

La operación, prevista para antes de las 02.00 GMT del viernes, ya estaba en marcha, con los aviones en el aire y los buques en posición, cuando quedó suspendida, indicaron las fuentes citadas por la publicación.

Irán muestra los restos del dron derribado

Las autoridades iraníes han exhibido este viernes en Teherán restos del avión no tripulado estadounidense derribado el jueves y han asegurado que su hallazgo en aguas territoriales iraníes es una prueba de que el aparato violó su espacio aéreo.

Durante la muestra, a la que solo tuvieron acceso algunos medios de comunicación oficiales, el comandante de la Fuerza Aeroespacial de los Guardianes de la Revolución, Amir Ali Hayizadeh, ha explicado que las partes del dron recuperadas estaban flotando en aguas territoriales de Irán.

«El hecho de que Irán posea partes de los restos del avión no tripulado demuestra que este había violado el espacio aéreo iraní y había estado realizando actos de espionaje», ha aseverado Hayizadeh, citado por la agencia local Mehr. El comandante ha detallado que las fuerzas iraníes adviertieron al dron en varias ocasiones, pero no recibieron respuesta.

EEUU asegura que el dron no violó el espacio aéreo iraní y que fue derribado en aguas internacionales, pero la versión de Irán es diametralmente opuesta y la tensión entre ambos países se ha disparado.

«Las informaciones iraníes sobre que la aeronave estaba en Irán son falsas. Es un ataque no provocado contra un activo de la vigilancia aérea de Estados Unidos en el espacio aéreo internacional», ha ahondado el Mando Central norteamericano en su nota.

Tensión en aumento en el golfo Pérsico

Este derribo del dron estadounidense se suma a otros incidentes ocurridos en el golfo Pérsico que han contribuido a aumentar la tensión en la zona, como los ataques a dos buques petroleros la semana pasada.

Los dos barcos, ubicados en el golfo de Omán, tuvieron que ser evacuados y Estados Unidos acusó a Irán de estar detrás de los presuntos «ataques» por las similitudes con otros anteriores.